28 ago. 2010

UN AÑO DE SILENCIO, UN AÑO SIN JUSTICIA

Tras haberse cumplido un año del violento desalojo del asentamiento "Dignidad" en el sector noroeste de la ciudad de Trelew, hecho que fuera repudiado por distintos sectores de nuestra comunidad, seguimos esperando respuesta al reclamo de verdad y justicia.

 

Se trató de un mega operativo innecesario, que desplegó fuerzas policiales, empleados municipales, bomberos, topadoras, y que en plena madrugada, desalojó por la fuerza a decenas de hombres, mujeres y niños, por sorpresa, sin orden judicial alguna y sin preocuparse por el presente y futuro de estos ciudadanos. El accionar policial fue de tal magnitud, que no se pudo detener ante la presencia de abogados de la Defensoría Pública

 

Aunque parezca contradictorio y transcurrido un año, el silencio oficial ha sido la única palabra. Si bien se han iniciado acciones en el ámbito de la justicia, la falta de investigación y esclarecimiento inmediato, facilitan el olvido y la impunidad.

 

Por eso consideramos que el silencio constituye un hecho de violencia por parte del Estado. Como afirmáramos un año atrás, "una sociedad madura, ante un hecho de violencia de tal magnitud, no puede conformarse con este tipo de respuestas, que lo único que hacen es socavar la credibilidad de las instituciones".

 

Como sociedad, no debemos acostumbrarnos a que la intimidación y el miedo se instalen como prácticas  para acallar las voces de los sectores populares que reclaman por una vida digna

 

Desde el MEDH  - Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos – Regional Trelew, seguimos confiados en que "la verdad se abrirá camino como el agua entre las piedras".

 

 

Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos – Regional Trelew

Trelew, 27 de Agosto de 2010

 

 

 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario