25 mar. 2006

3 años, 50 marchas, la montaña y el pueblo de pie

A tres años de la histórica consulta popular por el NO EL MINA, con 50 marchas sobre nuestras espaldas, para que la vean y la sientan los socios de la muerte, la montaña sigue de pie.
Y nosotros, el pueblo de Esquel, seguimos en marcha, hoy festejando, pero muy atentos a los discursos y las acciones de estos socios de la muerte.
Ya vimos cómo el intendente le guiña el ojo a la minera en Esquel renovándole habilitaciones.
Ya vimos cómo el gobierno provincial avanza con los proyectos mineros en toda la provincia.
Ya vimos las camionetas de la empresa anunciándose impunemente como “Meridian austral”.
Leímos y escuchamos a “Patagonia gold” queriendo reactivar el proyecto Huemules.
¿Cómo no vamos a seguir de pie y denunciando los negociados entre el sector minero y los personajes nefastos que gobiernan nuestro país para saquear nuestras recursos?
Hoy tenemos la obligación de recordar los 30 años del inicio del mayor período de muerte y retroceso social y económico que vivió nuestro país, dictadura y genocidio iniciado con el golpe el 24 de marzo del ’76 a manos de aquellos militares y también civiles socios de la muerte. Tenemos que tener bien claro que ellos tomaron el poder para imponer un modelo económico al servicio de las empresas y los sectores poderosos o sea, donde el saqueo y las ganancias están por encima de los hombres y mujeres de nuestra tierra. Y ese modelo de país sigue intacto.
Por otro lado estamos asistiendo a un proceso maravilloso a lo largo y a lo ancho de la Argentina: la gente en las calles defendiendo el futuro en Entre Ríos, en Buenos Aires, en San Juan, en Santa Cruz y por supuesto también en Chubut.
Y los sordos de siempre, atornillados a sus bancas en el Congreso o encerrados en sus despachos, transcurren la vida llenando sus bolsillos y su ego a costa de la vida de la gente.
En Esquel hay una decisión tomada hace tres años. Hay una decisión reafirmada mes a mes con la movilización de los vecinos y aún así, siguen acá. Por eso, con cada marcha, les recordamos a los mercaderes de la muerte como Julio Hermida o Guillermo Mendoza, que son parte de una empresa siniestra, como es Meridian Gold.
Y a los funcionarios, vale aclararles que no son la mano de obra política de las grandes empresas.
A Rafael Williams, Mario Vargas, Mario Das Neves, les exigimos poner el estado municipal y provincial al servicio de la gente y no de las empresas.
A Rubén Fernández (diputado provincial) le preguntamos qué acciones se llevaron a cabo en la legislatura provincial para concretar el NO A LA MINA ya que cuando era concejal decía que se trataba de una decisión de la provincia.
Eduardo de Bernardi (diputado nacional) debería dar cuenta de las discusiones y acciones que se desarrollan en la comisión de minería del congreso para apoyar el 81 %.
A los radicales nada les preguntamos, todo Esquel sabe cuál ha sido su papel respecto al proyecto minero.
Por último, habrá que consultarle al presidente Néstor Kirchner, si será necesario esperar 30 años, como tuvieron que esperar las madres o las abuelas, para que la Nación determine, con firmeza, la defensa de los derechos esenciales de sus habitantes, como el derecho a la salud y a la autodeterminación de los pueblos.
Aunque los servicios de inteligencia espíen, filmen o fotografíen lo que pasa en Esquel y a pesar de que el gobernador y muchos políticos se asusten de la consultas y la voz del pueblo…
No vamos a parar hasta que se vayan.
Porque un pueblo que no se vende, no se puede comprar, A 3 AÑOS DEL PLEBISCITO, Esquel, su pueblo y su montaña, siguen de pie.

NO A LA MINA!!!!!!!!!!

Comunicado Vecinos del No a la Mina de Esquel

No hay comentarios.:

Publicar un comentario