25 may. 2006

La discusión por la nueva Ley de Educación

CTERA propone terminar con la fragmentación y la desigualdad

23/05/2006 - ACTA] Frente al anuncio oficial, realizado ayer en la Casa Rosada, acerca de la apertura del debate por una nueva Ley Nacional de Educación, el secretario general de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA-CTA), Hugo Yasky, anunció que “es necesario contar con una nueva legislación antes de fin de año”. Por eso, se realizarán “dos rondas de consultas sin dictado de clases en el país, para promover la participación de todas las provincias, escuelas, docentes, padres y alumnos”, en el análisis de la nueva Ley.
Yasky consideró “imperioso definir una nueva Ley Nacional de Educación, un nuevo marco de legalidad institucional que nos permita superar el actual estado de fragmentación y desigualdad, por el que en el país coexisten 54 modalidades diferentes de escuela secundaria”. Además, el dirigente de la CTERA y de la CTA explicó que el gremio docente lanzó una “campaña nacional” por este tema y que “durante el año 2005, las entidades de base de CTERA realizaron Congresos Educativos Provinciales para elaborar sus propuestas”.
Consultado acerca de cuales son los pasos a seguir en este debate abierto, Yasky indicó que será “necesario derogar la ley Federal de Educación”, sancionada en 1993 y que nos dejó “un sistema de funcionamiento caótico en el que además no hay un programa nacional de Formación Docente, ni tampoco existe una normativa de reconocimiento de estudios cuando un chico se muda de una jurisdicción a otra”.
La primera ronda de consulta se realizará regionalmente durante todo el mes de junio y las fechas las fijarán en cada jurisdicción, mientras que la segunda se llevaría a cabo entre el 15 de agosto y el 15 de setiembre. En ese sentido, el plenario de secretarios generales de la CTERA, reunido en la Capital Federal hoy, ya comenzó a delinear esta convocatoria en cada provincia. La intención es que un día puedan discutir representantes provinciales y docentes y que el segundo lo hagan estudiantes y padres. “Entendemos que la consulta debe involucrar en un marco plural a los diversos sectores representativos de la comunidad”, subrayó el dirigente luego del encuentro.
Otro de los puntos tratados en la reunión de los dirigentes de la CTERA de todo el país fue la convocatoria a una marcha, el próximo 2 de junio, por “la restitución del 82% móvil”. Los docentes se concentrarán ese día, desde las 15 horas, frente al Ministerio de Educación para marchar luego hacia al Congreso Nacional.
Acerca de las declaraciones de los obispos argentinos respecto del proyecto de ley de Educación, Yasky sostuvo que "nadie tiene derecho a imponer qué se reforma y qué no, y qué temas se incluirán o no en la nueva norma". En este sentido, cuestionó que los religiosos soliciten "que se reformen algunos artículos de la ley Federal de 1993", ya que, dijo, "no podemos volver atrás, al papel subsidiario del Estado".
“Queremos terminar con el grave cuadro de desigualdad en el que la franja de mayor pobreza no recibe la misma educación, aumentar la matrícula en las escuelas, extender el nivel inicial a todos los chicos del país y unificar los estudios secundarios, entre otras cosas”, explicó también.
Finalmente, Yasky indicó que esta decisión "nos coloca ante la oportunidad histórica de avanzar en la sanción de una nueva ley que recupere la frondosa tradición de educación pública". Esa tradición, sostuvo, colocó a la Argentina "durante décadas a la cabeza de los países de nuestro continente". Y agregó que para la CTERA "existe un consenso casi unánime de la sociedad en torno al fracaso educativo de las reformas introducidas a partir de la puesta en vigencia de la Ley Federal de Educación, que hacen impostergable la institucionalización del debate para encontrar una salida a esta crisis".

Realmente CTERA se queda corto con el análisis, primero vemos los aspectos "críticos" la coexistencia de 54 modalidades, entendemos que no es una cuestión solo de formas, no está solo en "el funcionamiento caótico", el funcionamiento caótico ha sido por la imposibilidad de homogeneizar de la estructura de la ley, sino la ley no tiene nada de caótico sino tiene una presición importante que no permite safar de la imposición que ha determinado, por ejemplo la desaparición de lengua y matemática de 3ro polimodal, la presencia de una mirada totalmente pasatista sin profundidad de los contenidos. "Aprender como funciona un CD" donde no se garantiza que el alumno pueda interpretar transferir etc. operaciones mentales necesarias y totalmente contradictoris del curriculum oculto de la Ley actual que proomueve un estudio memoristico. La exaltación de la eficiencia del recurso, en generla la economía de los mismos achicamiento de espacios lo que implicó menores costos para el estado. Esto y muchas cosas mas que no están solo en la estructura de las instituciones. No observo aún como van a democratizar el conocimiento y como impondrán la escuela a los sectores que la sociedad ha marginado.

Enviado por Eduardo Bombera.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario