27 mar. 2007

Jóvenes suicidas


Muertes silenciosas


Cada cuatro horas se produce un suicidio en la Argentina y más de la mitad de los casos son protagonizados por chicos de entre 14 y 24 años, según la organización Red Solidaria. Santa Cruz (14,77%) y Chubut (14,08%), Neuquén (12,68) lideran las estadísticas sobre el tema. 0tro dato de interés se vincula con el número de suicidas en relación con la población. Así, por ejemplo, en la jurisdicción de Buenos Aires se producen 8 suicidios juveniles por 100.000 habitantes; en Chubut, en cambio, la relación es de 18 víctimas por 100.000 habitantes.
La prevención que la Organización Mundial de la Salud propone exige la cooperación de grupos interdisciplinarios cuyos esfuerzos se prodiguen tan pronto se perciba el riesgo de comportamientos autoagresivos. Los cuidados deben comenzar con la detección precoz del problema y continuar con el seguimiento y la contención afectiva de quien se muestra vulnerable mediante la cooperación de redes sociales de apoyo, consideradas indispensables por los especialistas. En el caso de Comodoro Rivadavia, no existe ningún centro de atención privado o público especializado que pueda prestar ayuda a los potenciales suicidas. Si bien funcionó hasta hace un tiempo un número telefónico al que se podía llamar solicitando atención hoy ese servicio ya no existe. Es que estamos ante otro grupo que sufre las consecuencias de al desatención pública en silencio.


1 comentario:

  1. Creo que en provincias como las de la patagonia, el clima, las costumbres, provocan que los jovenes tomen determinaciones muy drasticas. En esta Prvincia , Santa Cruz, no existe una gran diversidad de actividades para que los jovenes realicen. Es importante destacar que el clima en esta prov. no colabora demasiado. Eso provoca tambien que nuestra sociedad se muy sedentaria. El alcohol y las drogas en la ciudad de Río Gallegos, está al alcance de cualquiera. Lugares de divertimento hay pocos, y si los hay tienen mucha relación con el alcohol y drogas

    ResponderEliminar