4 mar. 2009

GRAVE DENUNCIA DE PERSECUSION A MILITANTE DE PUEBLOS ORIGINARIOS DE ESQUEL

Hoy recibí la carta de Moira Millán, una respetable militante por los derechos de los pueblos originarios que denunció por persecución a un abogado de Esquel. Aquí el texto completo:

Mari mari pu lamnguen les pido reenvíen esta información, mientras les escribo me está siguiendo un auto fiat negro con vidrios polarizados, ha estado siguiendome durante toda la mañana, ya averiguaremos quién es. Abajo está la información de lo que ha ocurrido y está sucediendo en estas horas, hoy estuve declarando en fiscalía nuevamente. rECUERDEN QUE ANTE CUALQUIER HECHO QUE ME SUCEDIERA A MÍ O MI FAMILIA no será un accidente, les ruego no se olviden que estoy denunciando con nombre y apellido al agresor, él es uno de los abogados de la compañía Bennetton, un poderoso y rico abogado, que siempre se ha salido con las suyas con total impunidad, no dejen que esto vuelva a suceder. Por favor no nos dejen solos
Abrazos desde la cordillera sur en busca de Justicia Autodeterminación y Libertad
¡mARICI WEU!!
Moira Millán
Orgullosamente mapuche






Ante los hechos ocurridos el 2 de marzo.

A los tres días del mes de Marzo del 2009, queremos informar a las organizaciones de Derechos Humanos, organizaciones indígenas y a la opinión pública en general, los acontecimientos violentos que nos han tenido como protagonista.

El día 2 de Marzo en horas de la mañana, después de realizado nuestro guellipun (ceremonia) ingresamos a una vivienda abandonada ubicada en la calle A.P. Justo y Av. Alvear de la ciudad de Esquel. La intención era usar el inmueble como vivienda familiar y también como uso de la Cooperativa de Trabajo de Mujeres Mapuche “Malen Weichafe”, para hacer visible nuestros productos.
Estando en el lugar, se convocó a los distintos medios de comunicación local para explicar nuestras intenciones y hacerlo público, desconociendo quien era propietario de dicho inmueble.
Inmediatamente después de realizado la conferencia de prensa, se acerca violentamente al lugar, con insultos y amenazas el reconocido y poderoso abogado de la ciudad Ricardo Gerosa Lewis. Quién nunca mostró título de propiedad ni ningún tipo de documentación que lo acreditara.
Sin previo aviso, envía a sus matones no sólo a amenazarnos sino que también a prender fuego dentro de la casa, sin ningún tipo de resguardo hacia las niñas que se encontraban en el lugar, y con la clara intencionalidad de quemarnos vivos con total impunidad.
La policía, siendo testigo de lo acontecido no tuvieron en ningún momento la voluntad de intervenir ante las amenazas ni ante el hecho concreto de prender fuego el lugar.
También se hicieron presente diversas instituciones como: Servicio de Asistencia a la víctima, Servicio de protección de Derecho y Defensoría del menor y la familia. Todos estos funcionarios atacaron a la lamien (hemana) Vanesa Moreno, descalificándola como mujer y como madre, amenazándola con que le iban a quitar a las niñas para llevarlas a mini hogares.
En todo momento quedo reflejado el poder que ejerce el abogado Ricardo Gerosa Lewis y la influencia que tiene hacia los funcionarios que se hicieron presentes, incluyendo a la fiscal (quien debe ahora investigar la causa).

En la provincia del Chubut existe complicidad entre el gobierno y los poderosos que acrecientan la injusticia para resguardar sus intereses. Muchos funcionarios de “justicia” y altos funcionarios del ejecutivo pertenecen a la “Sociedad Rural”, como el vicegobernador Mario Vargas.

Hoy nos encontramos con mucha angustia ya que esta amenazada nuestra seguridad física y en algunos de los casos hasta jurídica.
Lo abajo firmantes, ante cualquier hecho que ponga en riesgo nuestra integridad física y la de nuestro entorno, hacemos responsable al abogado Ricardo Gerosa Lewis y a sus matones, como así también al Estado provincial, a la justicia y a los organismos de seguridad.

Angladette Gastón
DNI. 34.381.295


Portela Damian
DNI 33.779.126

Millan Moira
DNI 21.572.492

Moreno Vanesa
DNI 30.479.743

No hay comentarios.:

Publicar un comentario